6 Errores graves que Tim Cook ha cometido como CEO de Apple.

Tim Cook, CEO de Apple

Ya sabíamos que Apple sufriría la ausencia de Steve Jobs e incluso creo que muy pocos esperaban que cualquier nuevo CEO en la empresa podría estar a la altura de Jobs. (Leer: El caso Apple: Desde que Jobs no está, un iPhone es sólo un teléfono) No obstante, Tim Cook ha cometido errores en la compañía que podríamos considerar evitables, hasta el punto que algunos de ellos, han sido tales meteduras de pata, que si Steve Jobs siguiera vivo, hubieran rodado cabezas, sobre todo con la número uno.

1. Los mapas de Apple fueron un desastre.

En un intento por competir con Google Maps, Apple lanzó su propio servicio de mapas, el cual no tardó en recibir miles de críticas en todo el mundo por tener fallos enormes. Incluso cambiaron de sitio la Alhambra de Granada para situarla en Cancún. Está muy bien eso de que un producto no sea perfecto para tener la oportunidad de ir mejorando, pero cuando un producto está tan verde como lo estuvo Maps de Apple, lo suyo es no sacarlo al público hasta que esté en unas mínimas condiciones de competitividad contra sus rivales.

2. Contratar a John Browett.

Empresas como Apple, Google y Microsoft suelen tener muy claro a quién quieren contratar y el por qué. Tim Cook contrató a John Browett para un puesto de vital importancia en Apple y rápidamente fue despedido al no cumplir las expectativas en lo que fue un despido récord en este tipo de compañías. Eso demostró que Apple andaba algo perdida en lo que necesitaba.

3. Perder el control de la comunicación con la prensa.

Cuando las acciones de Apple cayeron empicadas, Tim Cook no hizo nada para detener los rumores y las malas predicciones de los medios económicos sobre el futuro de Apple. Finalmente Tim Cook Habló, pero su argumento fue muy débil para este tipo de situación y las acciones continuaron cayendo. La mayoría de expertos coinciden en que Steve Jobs hubiera conseguido detener la sangría en el valor de las acciones.

4. Error en las estrategias de marketing.

Los anuncios de Apple ya no son lo que eran. Hubo un tiempo en que Apple se centraba en el público al que iban dirigidos sus productos, y lo hacía de una forma sencilla, clara y divertida. Ahora se dice que sus anuncios son "rancios" al estar muy enfocados en el producto en sí, olvidándose de llegar a los consumidores.

5. Anunciar todos sus lanzamientos a finales de 2012.

Puede que haya algún motivo de por qué Apple haya enseñado todas sus cartas a finales de 2012. Quizás fuera para detener la caída de sus acciones. El caso es que ahora podríamos considerarlo otro grave error, ya que en plena caída, Apple no tiene nada que anunciar hasta Junio, a no ser que nos de alguna sorpresa. Este hecho hace que hoy día tenga más visibilidad su competencia, donde llenan los titulares de tecnología todos sus rivales. Únicamente se habla de Apple para recordarnos lo mal que están sus acciones.

6. Sus Productos.

No estamos seguros de que esta parte pueda ser un error, aunque algunos portales tecnológicos hacen queja del mal funcionamiento de iCloud (La nube) y aseguran que el nuevo iPhone debería haber tenido una pantalla más grande, ya que puede que Samsung esté pisándole terreno al iPhone por el tamaño de la pantalla entre otras cuestiones. ¿Habrá dejado Apple de entender lo que necesitan los consumidores?, es la pregunta de algunos portales tecnológicos.

Claro que para ser justos, podríamos decir que Tim Cook también ha tenido sus momentos inteligentes al contradecir 2 decisiones de Steve Jobs:

La primera está en establecer un plan de dividendos en la compañía, pues Jobs no era partidario de repartir dividendos en Apple, claro que no ha sido suficiente para mantener el valor de las acciones.

La segunda estuvo en no frenar la salida del mini iPad, ya que Jobs antes de morir dijo que no la sacaran al mercado. Finalmente Cook decidió sacarla adelante, y hoy, según los analistas, es la tableta más vendida en todo el mundo.
Publicado en Sin categoría

6 Errores graves que Tim Cook ha cometido como CEO de Apple.

Tim Cook, CEO de Apple

Ya sabíamos que Apple sufriría la ausencia de Steve Jobs e incluso creo que muy pocos esperaban que cualquier nuevo CEO en la empresa podría estar a la altura de Jobs. (Leer: El caso Apple: Desde que Jobs no está, un iPhone es sólo un teléfono) No obstante, Tim Cook ha cometido errores en la compañía que podríamos considerar evitables, hasta el punto que algunos de ellos, han sido tales meteduras de pata, que si Steve Jobs siguiera vivo, hubieran rodado cabezas, sobre todo con la número uno.

1. Los mapas de Apple fueron un desastre.

En un intento por competir con Google Maps, Apple lanzó su propio servicio de mapas, el cual no tardó en recibir miles de críticas en todo el mundo por tener fallos enormes. Incluso cambiaron de sitio la Alhambra de Granada para situarla en Cancún. Está muy bien eso de que un producto no sea perfecto para tener la oportunidad de ir mejorando, pero cuando un producto está tan verde como lo estuvo Maps de Apple, lo suyo es no sacarlo al público hasta que esté en unas mínimas condiciones de competitividad contra sus rivales.

2. Contratar a John Browett.

Empresas como Apple, Google y Microsoft suelen tener muy claro a quién quieren contratar y el por qué. Tim Cook contrató a John Browett para un puesto de vital importancia en Apple y rápidamente fue despedido al no cumplir las expectativas en lo que fue un despido récord en este tipo de compañías. Eso demostró que Apple andaba algo perdida en lo que necesitaba.

3. Perder el control de la comunicación con la prensa.

Cuando las acciones de Apple cayeron empicadas, Tim Cook no hizo nada para detener los rumores y las malas predicciones de los medios económicos sobre el futuro de Apple. Finalmente Tim Cook Habló, pero su argumento fue muy débil para este tipo de situación y las acciones continuaron cayendo. La mayoría de expertos coinciden en que Steve Jobs hubiera conseguido detener la sangría en el valor de las acciones.

4. Error en las estrategias de marketing.

Los anuncios de Apple ya no son lo que eran. Hubo un tiempo en que Apple se centraba en el público al que iban dirigidos sus productos, y lo hacía de una forma sencilla, clara y divertida. Ahora se dice que sus anuncios son "rancios" al estar muy enfocados en el producto en sí, olvidándose de llegar a los consumidores.

5. Anunciar todos sus lanzamientos a finales de 2012.

Puede que haya algún motivo de por qué Apple haya enseñado todas sus cartas a finales de 2012. Quizás fuera para detener la caída de sus acciones. El caso es que ahora podríamos considerarlo otro grave error, ya que en plena caída, Apple no tiene nada que anunciar hasta Junio, a no ser que nos de alguna sorpresa. Este hecho hace que hoy día tenga más visibilidad su competencia, donde llenan los titulares de tecnología todos sus rivales. Únicamente se habla de Apple para recordarnos lo mal que están sus acciones.

6. Sus Productos.

No estamos seguros de que esta parte pueda ser un error, aunque algunos portales tecnológicos hacen queja del mal funcionamiento de iCloud (La nube) y aseguran que el nuevo iPhone debería haber tenido una pantalla más grande, ya que puede que Samsung esté pisándole terreno al iPhone por el tamaño de la pantalla entre otras cuestiones. ¿Habrá dejado Apple de entender lo que necesitan los consumidores?, es la pregunta de algunos portales tecnológicos.

Claro que para ser justos, podríamos decir que Tim Cook también ha tenido sus momentos inteligentes al contradecir 2 decisiones de Steve Jobs:

La primera está en establecer un plan de dividendos en la compañía, pues Jobs no era partidario de repartir dividendos en Apple, claro que no ha sido suficiente para mantener el valor de las acciones.

La segunda estuvo en no frenar la salida del mini iPad, ya que Jobs antes de morir dijo que no la sacaran al mercado. Finalmente Cook decidió sacarla adelante, y hoy, según los analistas, es la tableta más vendida en todo el mundo.
Publicado en Sin categoría

6 Errores graves que Tim Cook ha cometido como CEO de Apple.

Tim Cook, CEO de Apple

Ya sabíamos que Apple sufriría la ausencia de Steve Jobs e incluso creo que muy pocos esperaban que cualquier nuevo CEO en la empresa podría estar a la altura de Jobs. (Leer: El caso Apple: Desde que Jobs no está, un iPhone es sólo un teléfono) No obstante, Tim Cook ha cometido errores en la compañía que podríamos considerar evitables, hasta el punto que algunos de ellos, han sido tales meteduras de pata, que si Steve Jobs siguiera vivo, hubieran rodado cabezas, sobre todo con la número uno.

1. Los mapas de Apple fueron un desastre.

En un intento por competir con Google Maps, Apple lanzó su propio servicio de mapas, el cual no tardó en recibir miles de críticas en todo el mundo por tener fallos enormes. Incluso cambiaron de sitio la Alhambra de Granada para situarla en Cancún. Está muy bien eso de que un producto no sea perfecto para tener la oportunidad de ir mejorando, pero cuando un producto está tan verde como lo estuvo Maps de Apple, lo suyo es no sacarlo al público hasta que esté en unas mínimas condiciones de competitividad contra sus rivales.

2. Contratar a John Browett.

Empresas como Apple, Google y Microsoft suelen tener muy claro a quién quieren contratar y el por qué. Tim Cook contrató a John Browett para un puesto de vital importancia en Apple y rápidamente fue despedido al no cumplir las expectativas en lo que fue un despido récord en este tipo de compañías. Eso demostró que Apple andaba algo perdida en lo que necesitaba.

3. Perder el control de la comunicación con la prensa.

Cuando las acciones de Apple cayeron empicadas, Tim Cook no hizo nada para detener los rumores y las malas predicciones de los medios económicos sobre el futuro de Apple. Finalmente Tim Cook Habló, pero su argumento fue muy débil para este tipo de situación y las acciones continuaron cayendo. La mayoría de expertos coinciden en que Steve Jobs hubiera conseguido detener la sangría en el valor de las acciones.

4. Error en las estrategias de marketing.

Los anuncios de Apple ya no son lo que eran. Hubo un tiempo en que Apple se centraba en el público al que iban dirigidos sus productos, y lo hacía de una forma sencilla, clara y divertida. Ahora se dice que sus anuncios son "rancios" al estar muy enfocados en el producto en sí, olvidándose de llegar a los consumidores.

5. Anunciar todos sus lanzamientos a finales de 2012.

Puede que haya algún motivo de por qué Apple haya enseñado todas sus cartas a finales de 2012. Quizás fuera para detener la caída de sus acciones. El caso es que ahora podríamos considerarlo otro grave error, ya que en plena caída, Apple no tiene nada que anunciar hasta Junio, a no ser que nos de alguna sorpresa. Este hecho hace que hoy día tenga más visibilidad su competencia, donde llenan los titulares de tecnología todos sus rivales. Únicamente se habla de Apple para recordarnos lo mal que están sus acciones.

6. Sus Productos.

No estamos seguros de que esta parte pueda ser un error, aunque algunos portales tecnológicos hacen queja del mal funcionamiento de iCloud (La nube) y aseguran que el nuevo iPhone debería haber tenido una pantalla más grande, ya que puede que Samsung esté pisándole terreno al iPhone por el tamaño de la pantalla entre otras cuestiones. ¿Habrá dejado Apple de entender lo que necesitan los consumidores?, es la pregunta de algunos portales tecnológicos.

Claro que para ser justos, podríamos decir que Tim Cook también ha tenido sus momentos inteligentes al contradecir 2 decisiones de Steve Jobs:

La primera está en establecer un plan de dividendos en la compañía, pues Jobs no era partidario de repartir dividendos en Apple, claro que no ha sido suficiente para mantener el valor de las acciones.

La segunda estuvo en no frenar la salida del mini iPad, ya que Jobs antes de morir dijo que no la sacaran al mercado. Finalmente Cook decidió sacarla adelante, y hoy, según los analistas, es la tableta más vendida en todo el mundo.
Publicado en Sin categoría

6 Errores graves que Tim Cook ha cometido como CEO de Apple.

Tim Cook, CEO de Apple

Ya sabíamos que Apple sufriría la ausencia de Steve Jobs e incluso creo que muy pocos esperaban que cualquier nuevo CEO en la empresa podría estar a la altura de Jobs. (Leer: El caso Apple: Desde que Jobs no está, un iPhone es sólo un teléfono) No obstante, Tim Cook ha cometido errores en la compañía que podríamos considerar evitables, hasta el punto que algunos de ellos, han sido tales meteduras de pata, que si Steve Jobs siguiera vivo, hubieran rodado cabezas, sobre todo con la número uno.

1. Los mapas de Apple fueron un desastre.

En un intento por competir con Google Maps, Apple lanzó su propio servicio de mapas, el cual no tardó en recibir miles de críticas en todo el mundo por tener fallos enormes. Incluso cambiaron de sitio la Alhambra de Granada para situarla en Cancún. Está muy bien eso de que un producto no sea perfecto para tener la oportunidad de ir mejorando, pero cuando un producto está tan verde como lo estuvo Maps de Apple, lo suyo es no sacarlo al público hasta que esté en unas mínimas condiciones de competitividad contra sus rivales.

2. Contratar a John Browett.

Empresas como Apple, Google y Microsoft suelen tener muy claro a quién quieren contratar y el por qué. Tim Cook contrató a John Browett para un puesto de vital importancia en Apple y rápidamente fue despedido al no cumplir las expectativas en lo que fue un despido récord en este tipo de compañías. Eso demostró que Apple andaba algo perdida en lo que necesitaba.

3. Perder el control de la comunicación con la prensa.

Cuando las acciones de Apple cayeron empicadas, Tim Cook no hizo nada para detener los rumores y las malas predicciones de los medios económicos sobre el futuro de Apple. Finalmente Tim Cook Habló, pero su argumento fue muy débil para este tipo de situación y las acciones continuaron cayendo. La mayoría de expertos coinciden en que Steve Jobs hubiera conseguido detener la sangría en el valor de las acciones.

4. Error en las estrategias de marketing.

Los anuncios de Apple ya no son lo que eran. Hubo un tiempo en que Apple se centraba en el público al que iban dirigidos sus productos, y lo hacía de una forma sencilla, clara y divertida. Ahora se dice que sus anuncios son "rancios" al estar muy enfocados en el producto en sí, olvidándose de llegar a los consumidores.

5. Anunciar todos sus lanzamientos a finales de 2012.

Puede que haya algún motivo de por qué Apple haya enseñado todas sus cartas a finales de 2012. Quizás fuera para detener la caída de sus acciones. El caso es que ahora podríamos considerarlo otro grave error, ya que en plena caída, Apple no tiene nada que anunciar hasta Junio, a no ser que nos de alguna sorpresa. Este hecho hace que hoy día tenga más visibilidad su competencia, donde llenan los titulares de tecnología todos sus rivales. Únicamente se habla de Apple para recordarnos lo mal que están sus acciones.

6. Sus Productos.

No estamos seguros de que esta parte pueda ser un error, aunque algunos portales tecnológicos hacen queja del mal funcionamiento de iCloud (La nube) y aseguran que el nuevo iPhone debería haber tenido una pantalla más grande, ya que puede que Samsung esté pisándole terreno al iPhone por el tamaño de la pantalla entre otras cuestiones. ¿Habrá dejado Apple de entender lo que necesitan los consumidores?, es la pregunta de algunos portales tecnológicos.

Claro que para ser justos, podríamos decir que Tim Cook también ha tenido sus momentos inteligentes al contradecir 2 decisiones de Steve Jobs:

La primera está en establecer un plan de dividendos en la compañía, pues Jobs no era partidario de repartir dividendos en Apple, claro que no ha sido suficiente para mantener el valor de las acciones.

La segunda estuvo en no frenar la salida del mini iPad, ya que Jobs antes de morir dijo que no la sacaran al mercado. Finalmente Cook decidió sacarla adelante, y hoy, según los analistas, es la tableta más vendida en todo el mundo.
Publicado en Sin categoría

6 Errores graves que Tim Cook ha cometido como CEO de Apple.

Tim Cook, CEO de Apple

Ya sabíamos que Apple sufriría la ausencia de Steve Jobs e incluso creo que muy pocos esperaban que cualquier nuevo CEO en la empresa podría estar a la altura de Jobs. (Leer: El caso Apple: Desde que Jobs no está, un iPhone es sólo un teléfono) No obstante, Tim Cook ha cometido errores en la compañía que podríamos considerar evitables, hasta el punto que algunos de ellos, han sido tales meteduras de pata, que si Steve Jobs siguiera vivo, hubieran rodado cabezas, sobre todo con la número uno.

1. Los mapas de Apple fueron un desastre.

En un intento por competir con Google Maps, Apple lanzó su propio servicio de mapas, el cual no tardó en recibir miles de críticas en todo el mundo por tener fallos enormes. Incluso cambiaron de sitio la Alhambra de Granada para situarla en Cancún. Está muy bien eso de que un producto no sea perfecto para tener la oportunidad de ir mejorando, pero cuando un producto está tan verde como lo estuvo Maps de Apple, lo suyo es no sacarlo al público hasta que esté en unas mínimas condiciones de competitividad contra sus rivales.

2. Contratar a John Browett.

Empresas como Apple, Google y Microsoft suelen tener muy claro a quién quieren contratar y el por qué. Tim Cook contrató a John Browett para un puesto de vital importancia en Apple y rápidamente fue despedido al no cumplir las expectativas en lo que fue un despido récord en este tipo de compañías. Eso demostró que Apple andaba algo perdida en lo que necesitaba.

3. Perder el control de la comunicación con la prensa.

Cuando las acciones de Apple cayeron empicadas, Tim Cook no hizo nada para detener los rumores y las malas predicciones de los medios económicos sobre el futuro de Apple. Finalmente Tim Cook Habló, pero su argumento fue muy débil para este tipo de situación y las acciones continuaron cayendo. La mayoría de expertos coinciden en que Steve Jobs hubiera conseguido detener la sangría en el valor de las acciones.

4. Error en las estrategias de marketing.

Los anuncios de Apple ya no son lo que eran. Hubo un tiempo en que Apple se centraba en el público al que iban dirigidos sus productos, y lo hacía de una forma sencilla, clara y divertida. Ahora se dice que sus anuncios son "rancios" al estar muy enfocados en el producto en sí, olvidándose de llegar a los consumidores.

5. Anunciar todos sus lanzamientos a finales de 2012.

Puede que haya algún motivo de por qué Apple haya enseñado todas sus cartas a finales de 2012. Quizás fuera para detener la caída de sus acciones. El caso es que ahora podríamos considerarlo otro grave error, ya que en plena caída, Apple no tiene nada que anunciar hasta Junio, a no ser que nos de alguna sorpresa. Este hecho hace que hoy día tenga más visibilidad su competencia, donde llenan los titulares de tecnología todos sus rivales. Únicamente se habla de Apple para recordarnos lo mal que están sus acciones.

6. Sus Productos.

No estamos seguros de que esta parte pueda ser un error, aunque algunos portales tecnológicos hacen queja del mal funcionamiento de iCloud (La nube) y aseguran que el nuevo iPhone debería haber tenido una pantalla más grande, ya que puede que Samsung esté pisándole terreno al iPhone por el tamaño de la pantalla entre otras cuestiones. ¿Habrá dejado Apple de entender lo que necesitan los consumidores?, es la pregunta de algunos portales tecnológicos.

Claro que para ser justos, podríamos decir que Tim Cook también ha tenido sus momentos inteligentes al contradecir 2 decisiones de Steve Jobs:

La primera está en establecer un plan de dividendos en la compañía, pues Jobs no era partidario de repartir dividendos en Apple, claro que no ha sido suficiente para mantener el valor de las acciones.

La segunda estuvo en no frenar la salida del mini iPad, ya que Jobs antes de morir dijo que no la sacaran al mercado. Finalmente Cook decidió sacarla adelante, y hoy, según los analistas, es la tableta más vendida en todo el mundo.
Publicado en Sin categoría

8 señales que indican podrías ser un adicto a las compras (comprador compulsivo).


Probablemente existan más compradores compulsivos o adictos a las compras de lo que podamos imaginar, aunque sería cuestión de medir el grado de adicción. La adicción a las compras no es distinta a otro tipo de adicciones, como puede ser el alcoholismo, y es que hay muchas personas que beben diariamente y no se consideran alcohólicas. Como en toda dependencia, existen unas señales concretas que nos deberían poner al menos en alerta, pues a raíz de la crisis, han salido a relucir muchísimos casos de compradores compulsivos que si hubieran seguido teniendo dinero, nunca se habrían dado cuenta de su adicción. Las señales que nos deberían poner en alerta serían las siguientes:



1. Haces compras cuando te sientes enfadado, deprimido, decepcionado, asustado...

A todo el mundo le divierte comprar algo, sobre todo si lo necesita o tenía la ilusión de comprar el "objeto" en cuestión. Claro que si tomamos una decisión de compra cada vez que tenemos un estado de ánimo negativo, estamos ante el hecho de que una compra nos cambia el estado de ánimo anterior, y por tanto, el acto de comprar podría estar actuando como cualquier otra droga. Si estoy triste porque he discutido con mi pareja, el comprar una camisa no debería hacerme sentir más feliz, ya que no me soluciona el problema con mi pareja.

Nota: Esto no significa que en momentos puntuales se aconseje, por ejemplo, el ir a la peluquería para sentirnos mejor físicamente cuando nos miremos al espejo y, de esa, forma, realzar nuestra autoestima.

2. Ocultas tus compras a tu pareja o familia.

El ocultar alguna compra a tus familiares por el hecho de sentirte culpable al haberte gastado ese dinero aún sabiendo que te podría crear un conflicto, podría ser una clara señal de adicción (como cuando el alcohólico bebe a escondidas).

Ejemplo: Si en mi familia sufrimos problemas económicos y yo trabajo desde un ordenador, al romperse el ordenador saldría a comprar otro. Esa compra la defendería como necesidad le duela a quien le duela y le moleste a quien le moleste.

3. Compras a crédito artículos que no comprarías si tuvieras que pagarlos en efectivo.

Si estás gastando un dinero que no tienes, puedes dar lugar a enormes facturas de tarjetas de crédito. Después de preguntarnos si necesitamos ese producto o si podría esperar esa compra, la respuesta es que NO lo necesitamos y SÍ podría esperar PERO... "me hace ilusión comprarlo, aunque sea usando el crédito", sería cuestión de plantearnos una posible distorsión de nuestros hábitos de consumo.

4. Te sientes culpable, avergonzado o confuso después de haber terminado de comprar.

Un ludópata de los casinos o máquinas tragaperras, se encuentra eufórico mientras está en la mesa de juego, esperanzado en que va a tener suerte. Una vez sale desplumado del casino, se hecha las manos a la cabeza y piensa: "¿Qué he hecho?, no debería haberlo hecho..". Culpable por haber perdido dinero, avergonzado por la forma en que lo ha perdido y confuso al no saber por qué lo ha hecho. El comprador compulsivo no tiene estos sentimientos mientras su economía está saneada, pero en cambio aparecen esos sentimientos cuando su situación financiera no es muy buena.

Si en algún momento, por comprar un capricho para tí, has dejado de comprar algo necesario para tus hijos, es una de las señales más claras de adicción.

5. Tus compras no son usadas.

Si tienes en tu armario bolsas de compras sin abrir, decenas de zapatos que nunca te has puesto o mucha ropa que no has usado, únicamente significa 2 cosas: La primera es que compras cosas que no necesitas, y la segunda es que vas de compras por el simple hecho de ir de compras, siendo ambas opciones una clara señal de adicción a las compras y que está dañando tus finanzas personales.

6. Cambian nuestros hábitos alimenticios y/o de sueño.

Si a medida que nuestro extracto bancario va mostrando cada vez más cargos de compras, mientras vamos comiendo más o menos y durmiendo cada vez menos, incluso sintiéndonos más estresados, puede ser un indicio del comportamiento adictivo, y que en ocasiones puede pasar desapercibido incluso por el propio adicto.


7. Piensas en el dinero de forma obsesiva.

Lo de pensar en el dinero de forma obsesiva es algo que hoy día muchas personas hacen, y no por adicción, sino por problemas económicos causados por la crisis que atravesamos. Eso sí, si mientras tienes obsesión por tus problemas económicos sigues comprando cosas que no necesitas... "blanco y en botella". Del mismo modo. la obsesión por el dinero y por los problemas económicos, pueden agravar la adicción a las compras, ya que el adicto saldrá de compras para sentirse mejor.


8. Has intentado dejar de comprar, pero no puedes.

Sin lugar a dudas, es el síntoma más claro de una adicción, y es intentar dejar de consumir algo, y no poder. Claro que siempre pensando que lo hacemos excepcionalmente y que lo tenemos controlado.

Nota: No pensemos que esta adicción no es grave, y que por no fumarnos unos zapatos o inyectarnos una corbata en vena, será más fácil tratarla. Se han dado casos de comprador@s compulsiv@s que han reconocido el problema, y su pareja pensó que si le quitaba el dinero en efectivo y las tarjetas de crédito, poco a poco se curaría. La adicción llegó hasta el punto de que algunos cometieron hurtos en centros comerciales en los casos menos graves, y en los casos más graves, incluso llegaron a prostituirse para poder continuar comprando artículos que no necesitaban, y que por supuesto, escondían a su familia.

Publicado en Sin categoría

8 señales que indican podrías ser un adicto a las compras (comprador compulsivo).


Probablemente existan más compradores compulsivos o adictos a las compras de lo que podamos imaginar, aunque sería cuestión de medir el grado de adicción. La adicción a las compras no es distinta a otro tipo de adicciones, como puede ser el alcoholismo, y es que hay muchas personas que beben diariamente y no se consideran alcohólicas. Como en toda dependencia, existen unas señales concretas que nos deberían poner al menos en alerta, pues a raíz de la crisis, han salido a relucir muchísimos casos de compradores compulsivos que si hubieran seguido teniendo dinero, nunca se habrían dado cuenta de su adicción. Las señales que nos deberían poner en alerta serían las siguientes:



1. Haces compras cuando te sientes enfadado, deprimido, decepcionado, asustado...

A todo el mundo le divierte comprar algo, sobre todo si lo necesita o tenía la ilusión de comprar el "objeto" en cuestión. Claro que si tomamos una decisión de compra cada vez que tenemos un estado de ánimo negativo, estamos ante el hecho de que una compra nos cambia el estado de ánimo anterior, y por tanto, el acto de comprar podría estar actuando como cualquier otra droga. Si estoy triste porque he discutido con mi pareja, el comprar una camisa no debería hacerme sentir más feliz, ya que no me soluciona el problema con mi pareja.

Nota: Esto no significa que en momentos puntuales se aconseje, por ejemplo, el ir a la peluquería para sentirnos mejor físicamente cuando nos miremos al espejo y, de esa, forma, realzar nuestra autoestima.

2. Ocultas tus compras a tu pareja o familia.

El ocultar alguna compra a tus familiares por el hecho de sentirte culpable al haberte gastado ese dinero aún sabiendo que te podría crear un conflicto, podría ser una clara señal de adicción (como cuando el alcohólico bebe a escondidas).

Ejemplo: Si en mi familia sufrimos problemas económicos y yo trabajo desde un ordenador, al romperse el ordenador saldría a comprar otro. Esa compra la defendería como necesidad le duela a quien le duela y le moleste a quien le moleste.

3. Compras a crédito artículos que no comprarías si tuvieras que pagarlos en efectivo.

Si estás gastando un dinero que no tienes, puedes dar lugar a enormes facturas de tarjetas de crédito. Después de preguntarnos si necesitamos ese producto o si podría esperar esa compra, la respuesta es que NO lo necesitamos y SÍ podría esperar PERO... "me hace ilusión comprarlo, aunque sea usando el crédito", sería cuestión de plantearnos una posible distorsión de nuestros hábitos de consumo.

4. Te sientes culpable, avergonzado o confuso después de haber terminado de comprar.

Un ludópata de los casinos o máquinas tragaperras, se encuentra eufórico mientras está en la mesa de juego, esperanzado en que va a tener suerte. Una vez sale desplumado del casino, se hecha las manos a la cabeza y piensa: "¿Qué he hecho?, no debería haberlo hecho..". Culpable por haber perdido dinero, avergonzado por la forma en que lo ha perdido y confuso al no saber por qué lo ha hecho. El comprador compulsivo no tiene estos sentimientos mientras su economía está saneada, pero en cambio aparecen esos sentimientos cuando su situación financiera no es muy buena.

Si en algún momento, por comprar un capricho para tí, has dejado de comprar algo necesario para tus hijos, es una de las señales más claras de adicción.

5. Tus compras no son usadas.

Si tienes en tu armario bolsas de compras sin abrir, decenas de zapatos que nunca te has puesto o mucha ropa que no has usado, únicamente significa 2 cosas: La primera es que compras cosas que no necesitas, y la segunda es que vas de compras por el simple hecho de ir de compras, siendo ambas opciones una clara señal de adicción a las compras y que está dañando tus finanzas personales.

6. Cambian nuestros hábitos alimenticios y/o de sueño.

Si a medida que nuestro extracto bancario va mostrando cada vez más cargos de compras, mientras vamos comiendo más o menos y durmiendo cada vez menos, incluso sintiéndonos más estresados, puede ser un indicio del comportamiento adictivo, y que en ocasiones puede pasar desapercibido incluso por el propio adicto.


7. Piensas en el dinero de forma obsesiva.

Lo de pensar en el dinero de forma obsesiva es algo que hoy día muchas personas hacen, y no por adicción, sino por problemas económicos causados por la crisis que atravesamos. Eso sí, si mientras tienes obsesión por tus problemas económicos sigues comprando cosas que no necesitas... "blanco y en botella". Del mismo modo. la obsesión por el dinero y por los problemas económicos, pueden agravar la adicción a las compras, ya que el adicto saldrá de compras para sentirse mejor.


8. Has intentado dejar de comprar, pero no puedes.

Sin lugar a dudas, es el síntoma más claro de una adicción, y es intentar dejar de consumir algo, y no poder. Claro que siempre pensando que lo hacemos excepcionalmente y que lo tenemos controlado.

Nota: No pensemos que esta adicción no es grave, y que por no fumarnos unos zapatos o inyectarnos una corbata en vena, será más fácil tratarla. Se han dado casos de comprador@s compulsiv@s que han reconocido el problema, y su pareja pensó que si le quitaba el dinero en efectivo y las tarjetas de crédito, poco a poco se curaría. La adicción llegó hasta el punto de que algunos cometieron hurtos en centros comerciales en los casos menos graves, y en los casos más graves, incluso llegaron a prostituirse para poder continuar comprando artículos que no necesitaban, y que por supuesto, escondían a su familia.

Publicado en Sin categoría

8 señales que indican podrías ser un adicto a las compras (comprador compulsivo).


Probablemente existan más compradores compulsivos o adictos a las compras de lo que podamos imaginar, aunque sería cuestión de medir el grado de adicción. La adicción a las compras no es distinta a otro tipo de adicciones, como puede ser el alcoholismo, y es que hay muchas personas que beben diariamente y no se consideran alcohólicas. Como en toda dependencia, existen unas señales concretas que nos deberían poner al menos en alerta, pues a raíz de la crisis, han salido a relucir muchísimos casos de compradores compulsivos que si hubieran seguido teniendo dinero, nunca se habrían dado cuenta de su adicción. Las señales que nos deberían poner en alerta serían las siguientes:



1. Haces compras cuando te sientes enfadado, deprimido, decepcionado, asustado...

A todo el mundo le divierte comprar algo, sobre todo si lo necesita o tenía la ilusión de comprar el "objeto" en cuestión. Claro que si tomamos una decisión de compra cada vez que tenemos un estado de ánimo negativo, estamos ante el hecho de que una compra nos cambia el estado de ánimo anterior, y por tanto, el acto de comprar podría estar actuando como cualquier otra droga. Si estoy triste porque he discutido con mi pareja, el comprar una camisa no debería hacerme sentir más feliz, ya que no me soluciona el problema con mi pareja.

Nota: Esto no significa que en momentos puntuales se aconseje, por ejemplo, el ir a la peluquería para sentirnos mejor físicamente cuando nos miremos al espejo y, de esa, forma, realzar nuestra autoestima.

2. Ocultas tus compras a tu pareja o familia.

El ocultar alguna compra a tus familiares por el hecho de sentirte culpable al haberte gastado ese dinero aún sabiendo que te podría crear un conflicto, podría ser una clara señal de adicción (como cuando el alcohólico bebe a escondidas).

Ejemplo: Si en mi familia sufrimos problemas económicos y yo trabajo desde un ordenador, al romperse el ordenador saldría a comprar otro. Esa compra la defendería como necesidad le duela a quien le duela y le moleste a quien le moleste.

3. Compras a crédito artículos que no comprarías si tuvieras que pagarlos en efectivo.

Si estás gastando un dinero que no tienes, puedes dar lugar a enormes facturas de tarjetas de crédito. Después de preguntarnos si necesitamos ese producto o si podría esperar esa compra, la respuesta es que NO lo necesitamos y SÍ podría esperar PERO... "me hace ilusión comprarlo, aunque sea usando el crédito", sería cuestión de plantearnos una posible distorsión de nuestros hábitos de consumo.

4. Te sientes culpable, avergonzado o confuso después de haber terminado de comprar.

Un ludópata de los casinos o máquinas tragaperras, se encuentra eufórico mientras está en la mesa de juego, esperanzado en que va a tener suerte. Una vez sale desplumado del casino, se hecha las manos a la cabeza y piensa: "¿Qué he hecho?, no debería haberlo hecho..". Culpable por haber perdido dinero, avergonzado por la forma en que lo ha perdido y confuso al no saber por qué lo ha hecho. El comprador compulsivo no tiene estos sentimientos mientras su economía está saneada, pero en cambio aparecen esos sentimientos cuando su situación financiera no es muy buena.

Si en algún momento, por comprar un capricho para tí, has dejado de comprar algo necesario para tus hijos, es una de las señales más claras de adicción.

5. Tus compras no son usadas.

Si tienes en tu armario bolsas de compras sin abrir, decenas de zapatos que nunca te has puesto o mucha ropa que no has usado, únicamente significa 2 cosas: La primera es que compras cosas que no necesitas, y la segunda es que vas de compras por el simple hecho de ir de compras, siendo ambas opciones una clara señal de adicción a las compras y que está dañando tus finanzas personales.

6. Cambian nuestros hábitos alimenticios y/o de sueño.

Si a medida que nuestro extracto bancario va mostrando cada vez más cargos de compras, mientras vamos comiendo más o menos y durmiendo cada vez menos, incluso sintiéndonos más estresados, puede ser un indicio del comportamiento adictivo, y que en ocasiones puede pasar desapercibido incluso por el propio adicto.


7. Piensas en el dinero de forma obsesiva.

Lo de pensar en el dinero de forma obsesiva es algo que hoy día muchas personas hacen, y no por adicción, sino por problemas económicos causados por la crisis que atravesamos. Eso sí, si mientras tienes obsesión por tus problemas económicos sigues comprando cosas que no necesitas... "blanco y en botella". Del mismo modo. la obsesión por el dinero y por los problemas económicos, pueden agravar la adicción a las compras, ya que el adicto saldrá de compras para sentirse mejor.


8. Has intentado dejar de comprar, pero no puedes.

Sin lugar a dudas, es el síntoma más claro de una adicción, y es intentar dejar de consumir algo, y no poder. Claro que siempre pensando que lo hacemos excepcionalmente y que lo tenemos controlado.

Nota: No pensemos que esta adicción no es grave, y que por no fumarnos unos zapatos o inyectarnos una corbata en vena, será más fácil tratarla. Se han dado casos de comprador@s compulsiv@s que han reconocido el problema, y su pareja pensó que si le quitaba el dinero en efectivo y las tarjetas de crédito, poco a poco se curaría. La adicción llegó hasta el punto de que algunos cometieron hurtos en centros comerciales en los casos menos graves, y en los casos más graves, incluso llegaron a prostituirse para poder continuar comprando artículos que no necesitaban, y que por supuesto, escondían a su familia.

Publicado en Sin categoría

8 señales que indican podrías ser un adicto a las compras (comprador compulsivo).


Probablemente existan más compradores compulsivos o adictos a las compras de lo que podamos imaginar, aunque sería cuestión de medir el grado de adicción. La adicción a las compras no es distinta a otro tipo de adicciones, como puede ser el alcoholismo, y es que hay muchas personas que beben diariamente y no se consideran alcohólicas. Como en toda dependencia, existen unas señales concretas que nos deberían poner al menos en alerta, pues a raíz de la crisis, han salido a relucir muchísimos casos de compradores compulsivos que si hubieran seguido teniendo dinero, nunca se habrían dado cuenta de su adicción. Las señales que nos deberían poner en alerta serían las siguientes:



1. Haces compras cuando te sientes enfadado, deprimido, decepcionado, asustado...

A todo el mundo le divierte comprar algo, sobre todo si lo necesita o tenía la ilusión de comprar el "objeto" en cuestión. Claro que si tomamos una decisión de compra cada vez que tenemos un estado de ánimo negativo, estamos ante el hecho de que una compra nos cambia el estado de ánimo anterior, y por tanto, el acto de comprar podría estar actuando como cualquier otra droga. Si estoy triste porque he discutido con mi pareja, el comprar una camisa no debería hacerme sentir más feliz, ya que no me soluciona el problema con mi pareja.

Nota: Esto no significa que en momentos puntuales se aconseje, por ejemplo, el ir a la peluquería para sentirnos mejor físicamente cuando nos miremos al espejo y, de esa, forma, realzar nuestra autoestima.

2. Ocultas tus compras a tu pareja o familia.

El ocultar alguna compra a tus familiares por el hecho de sentirte culpable al haberte gastado ese dinero aún sabiendo que te podría crear un conflicto, podría ser una clara señal de adicción (como cuando el alcohólico bebe a escondidas).

Ejemplo: Si en mi familia sufrimos problemas económicos y yo trabajo desde un ordenador, al romperse el ordenador saldría a comprar otro. Esa compra la defendería como necesidad le duela a quien le duela y le moleste a quien le moleste.

3. Compras a crédito artículos que no comprarías si tuvieras que pagarlos en efectivo.

Si estás gastando un dinero que no tienes, puedes dar lugar a enormes facturas de tarjetas de crédito. Después de preguntarnos si necesitamos ese producto o si podría esperar esa compra, la respuesta es que NO lo necesitamos y SÍ podría esperar PERO... "me hace ilusión comprarlo, aunque sea usando el crédito", sería cuestión de plantearnos una posible distorsión de nuestros hábitos de consumo.

4. Te sientes culpable, avergonzado o confuso después de haber terminado de comprar.

Un ludópata de los casinos o máquinas tragaperras, se encuentra eufórico mientras está en la mesa de juego, esperanzado en que va a tener suerte. Una vez sale desplumado del casino, se hecha las manos a la cabeza y piensa: "¿Qué he hecho?, no debería haberlo hecho..". Culpable por haber perdido dinero, avergonzado por la forma en que lo ha perdido y confuso al no saber por qué lo ha hecho. El comprador compulsivo no tiene estos sentimientos mientras su economía está saneada, pero en cambio aparecen esos sentimientos cuando su situación financiera no es muy buena.

Si en algún momento, por comprar un capricho para tí, has dejado de comprar algo necesario para tus hijos, es una de las señales más claras de adicción.

5. Tus compras no son usadas.

Si tienes en tu armario bolsas de compras sin abrir, decenas de zapatos que nunca te has puesto o mucha ropa que no has usado, únicamente significa 2 cosas: La primera es que compras cosas que no necesitas, y la segunda es que vas de compras por el simple hecho de ir de compras, siendo ambas opciones una clara señal de adicción a las compras y que está dañando tus finanzas personales.

6. Cambian nuestros hábitos alimenticios y/o de sueño.

Si a medida que nuestro extracto bancario va mostrando cada vez más cargos de compras, mientras vamos comiendo más o menos y durmiendo cada vez menos, incluso sintiéndonos más estresados, puede ser un indicio del comportamiento adictivo, y que en ocasiones puede pasar desapercibido incluso por el propio adicto.


7. Piensas en el dinero de forma obsesiva.

Lo de pensar en el dinero de forma obsesiva es algo que hoy día muchas personas hacen, y no por adicción, sino por problemas económicos causados por la crisis que atravesamos. Eso sí, si mientras tienes obsesión por tus problemas económicos sigues comprando cosas que no necesitas... "blanco y en botella". Del mismo modo. la obsesión por el dinero y por los problemas económicos, pueden agravar la adicción a las compras, ya que el adicto saldrá de compras para sentirse mejor.


8. Has intentado dejar de comprar, pero no puedes.

Sin lugar a dudas, es el síntoma más claro de una adicción, y es intentar dejar de consumir algo, y no poder. Claro que siempre pensando que lo hacemos excepcionalmente y que lo tenemos controlado.

Nota: No pensemos que esta adicción no es grave, y que por no fumarnos unos zapatos o inyectarnos una corbata en vena, será más fácil tratarla. Se han dado casos de comprador@s compulsiv@s que han reconocido el problema, y su pareja pensó que si le quitaba el dinero en efectivo y las tarjetas de crédito, poco a poco se curaría. La adicción llegó hasta el punto de que algunos cometieron hurtos en centros comerciales en los casos menos graves, y en los casos más graves, incluso llegaron a prostituirse para poder continuar comprando artículos que no necesitaban, y que por supuesto, escondían a su familia.

Publicado en Sin categoría

8 señales que indican podrías ser un adicto a las compras (comprador compulsivo).


Probablemente existan más compradores compulsivos o adictos a las compras de lo que podamos imaginar, aunque sería cuestión de medir el grado de adicción. La adicción a las compras no es distinta a otro tipo de adicciones, como puede ser el alcoholismo, y es que hay muchas personas que beben diariamente y no se consideran alcohólicas. Como en toda dependencia, existen unas señales concretas que nos deberían poner al menos en alerta, pues a raíz de la crisis, han salido a relucir muchísimos casos de compradores compulsivos que si hubieran seguido teniendo dinero, nunca se habrían dado cuenta de su adicción. Las señales que nos deberían poner en alerta serían las siguientes:



1. Haces compras cuando te sientes enfadado, deprimido, decepcionado, asustado...

A todo el mundo le divierte comprar algo, sobre todo si lo necesita o tenía la ilusión de comprar el "objeto" en cuestión. Claro que si tomamos una decisión de compra cada vez que tenemos un estado de ánimo negativo, estamos ante el hecho de que una compra nos cambia el estado de ánimo anterior, y por tanto, el acto de comprar podría estar actuando como cualquier otra droga. Si estoy triste porque he discutido con mi pareja, el comprar una camisa no debería hacerme sentir más feliz, ya que no me soluciona el problema con mi pareja.

Nota: Esto no significa que en momentos puntuales se aconseje, por ejemplo, el ir a la peluquería para sentirnos mejor físicamente cuando nos miremos al espejo y, de esa, forma, realzar nuestra autoestima.

2. Ocultas tus compras a tu pareja o familia.

El ocultar alguna compra a tus familiares por el hecho de sentirte culpable al haberte gastado ese dinero aún sabiendo que te podría crear un conflicto, podría ser una clara señal de adicción (como cuando el alcohólico bebe a escondidas).

Ejemplo: Si en mi familia sufrimos problemas económicos y yo trabajo desde un ordenador, al romperse el ordenador saldría a comprar otro. Esa compra la defendería como necesidad le duela a quien le duela y le moleste a quien le moleste.

3. Compras a crédito artículos que no comprarías si tuvieras que pagarlos en efectivo.

Si estás gastando un dinero que no tienes, puedes dar lugar a enormes facturas de tarjetas de crédito. Después de preguntarnos si necesitamos ese producto o si podría esperar esa compra, la respuesta es que NO lo necesitamos y SÍ podría esperar PERO... "me hace ilusión comprarlo, aunque sea usando el crédito", sería cuestión de plantearnos una posible distorsión de nuestros hábitos de consumo.

4. Te sientes culpable, avergonzado o confuso después de haber terminado de comprar.

Un ludópata de los casinos o máquinas tragaperras, se encuentra eufórico mientras está en la mesa de juego, esperanzado en que va a tener suerte. Una vez sale desplumado del casino, se hecha las manos a la cabeza y piensa: "¿Qué he hecho?, no debería haberlo hecho..". Culpable por haber perdido dinero, avergonzado por la forma en que lo ha perdido y confuso al no saber por qué lo ha hecho. El comprador compulsivo no tiene estos sentimientos mientras su economía está saneada, pero en cambio aparecen esos sentimientos cuando su situación financiera no es muy buena.

Si en algún momento, por comprar un capricho para tí, has dejado de comprar algo necesario para tus hijos, es una de las señales más claras de adicción.

5. Tus compras no son usadas.

Si tienes en tu armario bolsas de compras sin abrir, decenas de zapatos que nunca te has puesto o mucha ropa que no has usado, únicamente significa 2 cosas: La primera es que compras cosas que no necesitas, y la segunda es que vas de compras por el simple hecho de ir de compras, siendo ambas opciones una clara señal de adicción a las compras y que está dañando tus finanzas personales.

6. Cambian nuestros hábitos alimenticios y/o de sueño.

Si a medida que nuestro extracto bancario va mostrando cada vez más cargos de compras, mientras vamos comiendo más o menos y durmiendo cada vez menos, incluso sintiéndonos más estresados, puede ser un indicio del comportamiento adictivo, y que en ocasiones puede pasar desapercibido incluso por el propio adicto.


7. Piensas en el dinero de forma obsesiva.

Lo de pensar en el dinero de forma obsesiva es algo que hoy día muchas personas hacen, y no por adicción, sino por problemas económicos causados por la crisis que atravesamos. Eso sí, si mientras tienes obsesión por tus problemas económicos sigues comprando cosas que no necesitas... "blanco y en botella". Del mismo modo. la obsesión por el dinero y por los problemas económicos, pueden agravar la adicción a las compras, ya que el adicto saldrá de compras para sentirse mejor.


8. Has intentado dejar de comprar, pero no puedes.

Sin lugar a dudas, es el síntoma más claro de una adicción, y es intentar dejar de consumir algo, y no poder. Claro que siempre pensando que lo hacemos excepcionalmente y que lo tenemos controlado.

Nota: No pensemos que esta adicción no es grave, y que por no fumarnos unos zapatos o inyectarnos una corbata en vena, será más fácil tratarla. Se han dado casos de comprador@s compulsiv@s que han reconocido el problema, y su pareja pensó que si le quitaba el dinero en efectivo y las tarjetas de crédito, poco a poco se curaría. La adicción llegó hasta el punto de que algunos cometieron hurtos en centros comerciales en los casos menos graves, y en los casos más graves, incluso llegaron a prostituirse para poder continuar comprando artículos que no necesitaban, y que por supuesto, escondían a su familia.

Publicado en Sin categoría